Ayúdanos a compartir
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Lágrimas de dulzura y desengaño
brotan de mis pupilas cansadas, del dolor,
de esas pupilas desenfrenadas a causa del desamor, del triste dolor, sentimientos truncados sueños disfrazados por el supuesto amor
sueños disfrazados por la sonrisa fruncida,
la vida partida y ya nada mas.

Se reconocen unas gotitas inciertas,
unas inocentes llamadas que brotan: son las lágrimas,
esas que caen al suelo besando la realidad.
Caen a la realidad, y se ven muy presentes,
se sienten presentes vivas, sin mayor cautela,
allí están esas gotitas que se desprenden a causa del amo
esas gotitas que son como bálsamos del dolor,
esas lágrimas, son las lágrimas del desamor,
pero que pueden describir cualquier acontecimiento,
incluso la felicidad, la pura felicidad.
Ha… las lágrimas…
Brotan de mis ojos, como semillas de rosas,
pero de rosas con espinas, espinas que atentan contra las pupilas;
que muy amigas de las lágrimas son.
Morirán las lágrimas no lo sé, morirán las pupilas no lo sé,
pues mi corazón ahora es el abatido y mi alma es el lamento del dolor, es el lenguaje puro del desamor.
Las lágrimas que antes caían por mis mejillas, con intensidad,
ahora son solo un pretexto para ignorar el sufrimiento y estar en paz, solo excusas, solo desamor, solo risas pues mis lágrimas se transforman a cada poco, eso si aparecen de vez en cien, pues no muy vivas están,
más bien el dolor las ha querido olvidar, lo ha logrado y…
Pero en mi vida la representación, del miedo, desamor y dolor,
las lágrimas ya no son mas,
se ha acabado el contrato! no tiene renovación en mi corazón!,
no lo tiene. Ya no!

 

Miriam Ochoa

Me nutro en la poesía, me gusta buscar la realidad de la vida.

Latest posts by Miriam Ochoa (see all)

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •