Ayúdanos a compartir
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

***Como Mariposa ***

Eras como mariposa invernando,

en la quietud de los jardines de la vida,

mariposa que nutre su belleza del néctar

de las flores y sus mieles…

Yo te contemplaba desde lejos…

Pero no tan lejos como para perderme

de esa gracia de tu presencia.

¡Pero la vida llama!, ¡La vida apremia!

Y un día, así como el calor de la primavera

despierta a las mariposas que reposan

en el invernadero…

Así despertaron en ti los sentimientos.

Cual si fueran sarmientos en la viña

de donde brotan los vinos más dulces,

que nos embriagan de felicidad.

Un día por esas gracias de la vida,

se encontraron nuestras miradas…

Y fue en esa conversación triada,

donde por primeva vez te descubriste

enamorada…

Eran tus palabras como lluvia

fresca en mi jardín…

Eran tus palabras sublime melodía,

en mi refugio poblado de silencios.

Pero de repente una voz grito tu nombre

y te tuviste que ir…

Yo como una luciérnaga volví a mis

noches de desvelos y anhelos.

Pero la primavera que todo lo alborota,

un día nuevamente te puso frente a mí…

tú con mil preguntas de humo,

que se esfumaron ante la certeza del amor.

Como una bella flor me ofreces tu candor,

que como sutil tentación acelera la sangre

que corre por mis venas…

Tu ávida boca busca la mía…

Mi lengua te devora como abejas

a la miel…

En mi corazón hay fiesta…

En mi alma gratitud y ternura…

En mi mente una terrible confusión…

Y es que ha venido a mi regazo

buscando más que dormirse una mujer,

con alas de mariposa, con los senos

perfumados y adornados de flores silvestres.

Sus manos como mariposas recorren

el firmamento de mi ser…

Nos basta un beso para sentirnos estremecer.

Como se contempla un cristal…

Como se toca una flor…

Como no queriendo empañar su pureza,

Como no queriendo dañar su belleza.

Así mis manos van recorriendo el bosque

de tus misterios…

Poco a poco, como quien escribe una canción,

poco a poco, como quien navega en la eternidad.

Mariposas de alas cansadas…

Soñolienta aleteas tus alas como

queriendo escapar…

De un lugar donde sabes que volverás.

Con besos de mariposa te despides

sin quererte ir…

Yo te dejo libre, porque sé que volverás

como a la vida retorna la primavera.

Dejando el sello de sus besos se marcho…

Pero reaparecía cada vez que en el corazón,

florecía el recuerdo…

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •