A Emixtra

Carlos Aldana

Imagino que las nuevas autoridades de Mixco siguen con el impulso y las buenas intenciones del principio. Más allá de algunas expresiones mediáticas que no constituyen esfuerzos auténticos de construcción de procesos en el ámbito local, hemos ido presenciando iniciativas y acciones, muchas de las cuales fueron postergadas o evitadas por el alcalde anterior.

Sin embargo, también es preciso que pongan atención a un aspecto que es parte del ejercicio del poder y la construcción del Estado: las medidas tienen que basarse en visiones globales y amplias. Se trata de que una acción esté fundada en un estudio previo que considere las distintas variables y que tome en cuenta a los distintos actores de un hecho o fenómeno. En otras palabras, no se trata de desvestir a un santo para vestir a otro. O dicho de otro modo, si una medida se toma para beneficiar a unos pero termina afectando significativamente a otros, entonces esa medida tiene que evaluarse, reconsiderarse y buscarse otras maneras de resolver el asunto.

Veamos un ejemplo de lo anterior.

Con el ánimo de descargar la siempre repleta calzada Roosevelt, en las últimas semanas crearon un carril reversible que concluye en el final de dicha calzada, delante de la colonia Molino de las Flores. Sin embargo, para lograr que los vehículos retornen al carril que se dirige hacia el occidente, detienen el tráfico que proviene de occidente y que pretende retornar precisamente en ese lugar. Esto está causando, todas las noches, colas de algunos kilómetros entre el acceso a la cabecera municipal de Mixco y el retorno mencionado, porque los policías tardan muchísimo tiempo en darle vía a quienes retornan en ese lugar. Estas colas son realmente nuevas y son causadas por una medida que por desahogar ligeramente a la Roosevelt afecta a quienes vienen en sentido contrario, muchos de los cuales optan por esa vía para evitar la calzada, y que ahora preferirán recargar la Roosevelt de nuevo. Lo interesante es que a pocos metros tienen la solución, porque antes del punto de confluencia está construido un acceso del frustrado paso a desnivel y que pueden usar para el retorno vehicular a la vía principal.

Esta es una llamada sobre el derecho de la locomoción que lo tiene cualquier ciudadano, venga de la dirección que venga. Una mirada alrededor sería suficiente para que pudieran descubrir los efectos colaterales de esta medida y que parece que no ven o no toman en cuenta.

Está claro que difícilmente se satisface las necesidades o intereses de todos y que no se podrá quedar bien con todo mundo. Pero buscar medidas que afecten lo menos posible, o que sean equilibradas, y pensando en todos, es un modo de ir ejerciendo el poder local, tan clave en las sociedades de este siglo.

Por supuesto, este es un ejemplo solo. Habrá otras situaciones en las que deberán ponerle atención a los distintos impactos de sus decisiones. Sin embargo, también constituye un ejemplo de cuánta falta hace tener mecanismos de diálogo ciudadano en el que se puedan plantear demandas y posibles soluciones. Está bien el uso de las redes sociales, como hace el alcalde Bran, pero ese no es el único camino para dialogar auténticamente y para construir ciudadanía. Recordemos que las autoridades municipales de todo el país también tienen la enorme responsabilidad de transformar la realidad nacional, mediante su trabajo comprometido y efectivo en el entorno y ámbito que les corresponde, desde los cuales su incidencia es posible y esperada.

En otras palabras, no se trata de desvestir a un santo para vestir a otro. O dicho de otro modo, si una medida se toma para beneficiar a unos pero termina afectando significativamente a otros, entonces esa medida tiene que evaluarse, reconsiderarse y buscarse otras maneras de resolver el asunto.

Fuente: [http://www.s21.gt/2016/08/a-emixtra/]

Narrativa y Ensayo publica este artículo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.

Carlos Aldana Mendoza

Carlos Aldana Mendoza

Licenciado en Pedagogía y Ciencias de la Educación por la Universidad San Carlos de Guatemala. Maestría en Pedagogía en la Universidad Nacional Autónoma de México y Doctorado en Educación en la Universidad La Salle, Costa Rica-Guatemala.
Carlos Aldana Mendoza

Latest posts by Carlos Aldana Mendoza (see all)